La Habana ‘teme ajustes económicos aumenten presión por apertura política’

Las medidas económicas de Raúl Castro son implementadas “gradualmente” y con cautela porque el régimen teme a la inestabilidad en la Isla, opinó este martes el jefe de inteligencia estadounidense, James Clapper, informó la AFP.

“Cautos ante la inestabilidad, las autoridades están implementado las reformas económicas anunciadas el año pasado solo gradualmente”, indicó el jefe de la Dirección Nacional de Inteligencia estadounidense (DNI) en su testimonio por escrito ante una audiencia en el Senado estadounidense.FuenteFuente

El “delicado” proceso de reforma busca “revivir la decaída economía sin relajar el control político”, señaló.

Fuente Diario de Cuba

 

Según Clapper, la ralentización del despido de más de un millón de trabajadores de las nóminas estatales muestra “la sensibilidad del régimen castrista que observa los levantamientos populares en otras partes del mundo”.

A La Habana “le preocupa que las reformas económicas incrementen la presión por una apertura política y más derechos individuales”, dijo Clapper, quien señaló un “alza” en la detención de disidentes.

“La dureza de la represión gubernamental a las protestas pacíficas y un aumento en los arrestos breves de disidentes sugiere que los cambios económicos no estarán acompañados con cambios políticos”, indicó.

La Habana sufre la disminución de la ayuda de su aliado venezolano Hugo Chávez, por lo que “desesperadamente busca diversificar” sus fuentes de inversión, destacó Clapper.

La condena a 15 años de prisión al subcontratista estadounidense Alan Gross, quien entregaba equipos de comunicación a comunidades judías en La Habana, subraya “el miedo del régimen castrista a las redes sociales”, agregó.

El espionaje estadounidense tiene dudas sobre la salud de Chávez

Por otra parte, Clapper dijo que los servicios estadounidenses de espionaje tienen dudas sobre la salud de Hugo Chávez, pese a que el mandatario ha dicho estar curado de un cáncer, informó la AP.

El director nacional de Inteligencia señaló sobre Chávez que “no hay otro líder que pueda igualar su carisma, fuerza de personalidad o capacidad de manipular el debate político o las políticas públicas en caso de que él no pueda ser candidato de nuevo”.

“Su fracaso en preparar a otros para liderar su Partido Unido Socialista de Venezuela (PSUV) significa que cualquier sucesor adolecería de su estatura”, agregó.

“Chávez anunció que ya no tiene cáncer, pero aún hay dudas sobre su salud”, dijo Clapper en una sección dedicada a América Latina de su intervención por escrito, en la que evaluó las principales amenazas a la seguridad estadounidense durante 2012.

Chávez, de 57 años, se sometió en junio a una operación en Cuba para removerle un tumor cancerígeno de la región pélvica. Entre julio y septiembre recibió cuatro rondas de quimioterapia, en la Isla y Venezuela, y ha dicho que los exámenes muestran que ahora está libre de la enfermedad.

El mandatario, que ocupa la presidencia venezolana desde febrero de 1999, ha reiterado su intención de buscar la reelección en los comicios previstos para el 7 de octubre.

Clapper dijo que si bien América Latina ha logrado un crecimiento económico sostenido y una profundización de sus principios democráticos, “líderes autoritarios y populistas en Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua están debilitando la democracia representativa y consolidando poder en sus ramas ejecutivas”.

Calificó como “desiguales” los resultados obtenidos en las varias organizaciones de integración regional.

Señaló que la alianza de países del ALBA, “creada en parte para expandir la influencia de Chávez en la región, apenas improvisa como puede”, y que el entusiasmo por UNASUR “probablemente esté un paso por delante de la capacidad de la institución para desarrollar capacidades y programas especializados”.

En cuanto a México, Clapper dijo que el gobierno ha logrado desmantelar varios carteles del crimen organizado y ha arrestado o abatido a 23 de los 37 narcotraficantes más buscados, pero advirtió que “la implementación de su ambicioso programa de reformas es un proceso lento que requiere acción legislativa en los niveles federal y estatal”.

Admitió que los carteles mexicanos tienen presencia en Estados Unidos, pero “probablemente no veamos el nivel de violencia que aqueja a México. La causa principal de las muertes en México, la competencia por el control de las rutas de tráfico y las redes de funcionarios corruptos, no se aplica a las pequeñas actividades de distribución” en territorio estadounidense, consideró.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: