‘Granma’: La condena por la muerte de Villar es parte de la campaña para justificar una intervención.

La Habana acusó este lunes a “medios de prensa y representantes de algunos gobiernos” extranjeros de aprovechar “inescrupulosamente” el fallecimiento del disidente cubano Wilman Villar Mendoza, al que el régimen califica de “preso común.El método utilizado es el mismo de siempre, que pretende imponerse infructuosamente, a golpe de repetición, para satanizar a Cuba, en este caso, a partir de la deliberada manipulación de un acontecimiento totalmente inusual en nuestro país, a diferencia de otros”, dijo el diario oficial Granma en un editorial.Repitió la versión oficial de que Villar Mendoza fue condenado a cuatro años de cárcel “tras un proceso justo” y “un juicio conforme a derecho”, por haber “golpeado brutalmente y en público a su esposa, agredir a los policías y resistirse violentamente a la detención”.Añadió que el preso recibió “toda la atención médica necesaria, incluidos los medicamentos y el tratamiento especializado, en la sala de cuidados intensivos del principal centro hospitalario de Santiago de Cuba”.Según la versión de la disidencia, Villar Mendoza fue detenido y golpeado el 14 de noviembre de 2011 tras una protesta en Contramaestre, Santiago de Cuba. Diez días después fue condenado bajo cargos de “desacato, resistencia y atentado”.

El 24 de noviembre inició una huelga de hambre en la prisión de Aguadores, Santiago de Cuba, por la que fue enviado, desnudo, a una celda de aislamiento. Entre el 23 y el 29 de diciembre la interrumpió porque las autoridades carcelarias le dijeron que sería liberado como parte del indulto anunciado entonces por Raúl Castro.Retomó su ayuno al ver que la promesa no se cumplía y fue trasladado al hospital el 13 de enero, ya muy grave por una severa neumonía.”¿Por qué algunas autoridades españolas y de la Unión Europea se apresuraron a condenar a Cuba sin intentar siquiera informarse sobre el tema? ¿Por qué usan, siempre y de antemano, la mentira cuando de Cuba se trata? ¿Por qué, además de mentir, censuran la verdad? ¿Por qué a la voz y la verdad de Cuba se le niega, sin ningún disimulo, el más mínimo espacio en los medios de comunicación internacional?”, preguntó en su editorial el diario del Partido Comunista, organización que controla todos los medios de comunicación de la Isla y no permite el acceso de los opositors a ellos.Al igual que en la nota oficial publicada el fin de semana, el Gobierno no aclaró por qué Villar Mendoza fue trasladado al hospital cuando ya estaba al borde de la muerte. Tampoco si se realizará una investigación sobre su caso.Maritza Pelegrino, viuda de Villar Mendoza, ha calificado la historia oficial de “manipulación” y “engaño” y pidió este fin de semana al Gobierno que le permita aparecer en la televisión estatal para contar su propia versión.Granma dijo que en el caso de Cuba “se actúa con gran cinismo y doble rasero” y repitió las críticas hechas en los últimos días por funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores a la situación en España, Chile, y a la política estadounidense.”¿Quién se ha preocupado por la dramática situación de hacinamiento en las cárceles españolas que albergan a una población penal inmigrante muy alta, que sobrepasa el 35% del total de reclusos en el país?”, preguntó Granma.El Gobierno cubano no publica cifras sobre la población carcelaria de la Isla, que según organizaciones opositoras de derechos humanos rondaría los 80.000 reclusos en un país de 11 millones de habitantes.”Impresiona la hipocresía de los voceros de Estados Unidos, país que ostenta un pobre récord en materia de derechos humanos, tanto dentro de su territorio como en el mundo”, dijo el diario oficial.Mencionó casos de presos fallecidos en huelgas de hambre en España y Estados Unidos.En este último país “90 prisioneros han sido ejecutados desde enero de 2010 hasta la actualidad, mientras que otros 3.222 reos esperan su ejecución en el corredor de la muerte. Su gobierno reprime asiduamente con brutalidad a quienes se atreven a denunciar la injusticia del sistema”, señaló.Según Granma, el “nuevo ataque” contra La Habana tiene “una franca intención política que nada tiene que ver con una legítima preocupación por la vida de las cubanas y cubanos.Se fustiga con la complicidad de emporios financiero-mediáticos como el Grupo Prisa y el que administra la CNN en Español, en el mejor estilo de las mafias de Miami. Se acusa de manera irracional al Gobierno de Cuba, al que se culpa, sin siquiera haber investigado mínimamente la realidad de los hechos”, se quejó el periódico.Agregó que la verdadera intención es “vender una imagen falsa de supuestas violaciones flagrantes y sistemáticas de las libertades en Cuba que algún día justifique una intervención con el fin de ‘proteger a cubanos civiles indefensos'”.El Gobierno cubano suele juzgar y encarcelar a sus opositores por delitos comunes, como “peligrosidad social predelictiva”, y niega la existencia de presos políticos.

Fuente: Diario de Cuba

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: